Principal ] Adivinanzas y acertijos ] Asustachicos (Cocoweb) ] Baladas y romances ] Canciones de boda ] Canciones de quintos ] Canciones de ronda ] Canciones infantiles y retahílas ] Canciones populares (amorosas y picantes) ] Canciones satíricas ] Cuentos tradicionales ] Dedicatorias ] Dichos y frases hechas ] Etnomedicina (conjuros y otros remedios) ] Graffiti ] Jerga (argot juvenil) ] Leyendas fundacionales ] Leyendas locales ] Leyendas religiosas ] Leyendas urbanas ] Nanas ] Oraciones ] [ Refranes ] Supersticiones ] Trabalenguas ]

 

 

REFRANES

 

                                                                                               I.     Introducción.

                                                                                            II.     Recopiladores.

                                                                                          III.     Refranes extremadamente comunes.

                                                                                          IV.     Refranes muy comunes.

                                                                                            V.     Refranes sofisticados.

                                                                                          VI.     Refranes relativamente comunes.

                                                                                        VII.     Refranes temáticos.

1.    El mundo rural.

2.    La climatología. Refranes meteorológicos.

3.    La comida.

                                                                                     VIII.     Refranes tradicionales alterados.

                                                                                     IX.     *Refranes ingleses y sus equivalentes españoles* (¡NUEVO!).

 

I. Introducción.  

No hay refrán que no sea verdadero:

donde hay patrón, no manda marinero;

quien tiene boca, se equivoca.

(Vainica Doble, Refranes)

Los refranes constituyen un gran tesoro de la cultura tradicional: en sus frases, breves y sentenciosas, se encierra buena parte de la sabiduría popular. 

Para algunos, los refranes son verdades taxativas e irrefutables, que pueden aplicarse oportunamente tanto para un roto como para un descosido. 

Para otros, sin embargo, los refranes son cosas de viejos, de tiempos pasados; sostienen que están desfasados y que no son aplicables a las situaciones que hoy nos toca resolver.

¿Quién tiene razón? Sin afán de decidirlo, podemos decir esto: nuestra experiencia constata que los refranes siguen muy vivos. Nuestros recopiladores (chicos y chicas muy jóvenes) usan a diario unos cuantos —los más comunes—. Cuando recurren a sus padres como informantes (hombres y mujeres treintañeros o cuarentañeros), el refranero se va ensanchando y enriqueciendo. Pero es al recurrir a sus abuelos y abuelas como informadores cuando nos encontramos con un número desbordante de refranes: refranes jugosos, sorprendentes y a menudo, para nosotros, desconocidos. 

  • Como todas las producciones populares, los refranes se presentan en forma de variantes, cada una de las cuales tiene su propio interés. En la recopilación que te ofrecemos, las variantes aparecen a continuación de la forma más conocida del refrán, con numeración sangrada. 

  • Aunque hemos tomado numerosas variantes y aclaraciones de varias fuentes escritas, el texto principal de los refranes procede en todos los casos de la recopilación directa de material oral hecha por nuestros investigadores. Las variantes que no aparecen atribuidas a ninguna otra fuente proceden también de esta misma labor de campo.

  • Una de las figuras más importantes de nuestra literatura medieval, el Marqués de Santillana, recopiló en el siglo XV una colección de Refranes que dizen las viejas tras el huego, obra publicada póstumamente en 1508. Algunos de esos refranes siguen aún en uso 500 años después: tomamos algunas variantes medievales de los mismos, tal como aparecen en la obra del Marqués, del trabajo de Canellada y Pallares al que luego nos referiremos. 

  • Muchos de los refranes que usamos hoy eran ya conocidos en 1627, cuando Gonzalo Correas publicó su monumental Vocabulario de refranes y frases proverbiales, obra clave de nuestra paremiología. En  varios casos, tomamos de su libro variantes pretéritas de los refranes actuales y reproducimos sus sagaces comentarios. 

  • Entre 1874 y 1878 el erudito José María Sbarbi publicó un impresionante Refranero General Español en diez volúmenes. A través de las citas de esta obra en el trabajo de Canellada y Pallares, citado más abajo, hemos incorporado también algunas variantes interesantes de los refranes recopilados. 

  • Además del Vocabulario de Correas y el Refranero General de Sbarbi, aparecen citados abreviadamente, mediante el nombre de su autor o su título, los siguientes trabajos recientes, todos ellos sumamente útiles: 

    • Cancionero del campo de Bonifacio Gil;

    • Diccionario geográfico popular de Extremadura, de Antonio Rodríguez Moñino;

    • Refranero español. Refranes, clasificación, significación y uso, de María Josefa Canellada y Berta Pallares.

    • Refranero popular extremeño, de Emilio Díaz Díaz.

    • Refranero temático español, de Gregorio Doval.

    • La ciudad oral. Literatura tradicional urbana del sur de Madrid. Teoría, métodos, textos, ed. y estudio de José Manuel Pedrosa; ed. y coordinación de Sebastián Moratalla.

  • El refranero abunda en contenidos que exigen glosa o invitan a dejar volar la imaginación: la lírica culta y la canción popular, por ejemplo, han utilizado a menudo los refranes como material de partida para títulos, estribillos  y versos. Los refranes se hacen también eco con frecuencia de creencias populares que es apasionante desentrañar. El lector despierto no dejará de encontrar pistas al respecto en los vínculos que completan ciertas entradas.

  • Como complemento a esta página, cabe destacar la excelente recopilación accesible en http://usuarios.lycos.es/karmentxu/refranes/refranes.html.

 II. Recopiladores.

 Los refranes que te ofrecemos han sido recopilados por:

  • María Elena Anaya Quiroz, nacida en 1985 en Colombia, que ha tenido como informantes, además de a sí misma, a Martha Cecilia Quiroz Duéñez, nacida en 1967, y Alexander Vergara Ramírez, nacido en 1970.
  • Borja Arellano Hernández.
  • María José Barbado Hernández, nacida en 1988, que ha tenido como informante a Ángel Hernández Yuste, nacido en 1938.
  • Ana María Barbero López, nacida en 1969.
  • Pepe Barquilla, nacido en 1963.
  • Alejandro Bernal Corisco, nacido en 1987.
  • Enrique Camacho Zamora.
  • Vanessa del Carmen Tabernero y Tomás Cano Montero, que han tenido como informante a Ángela Miguel Hidalgo, nacida en 1948.
  • Sara Castro Villegas, nacida en 1988.
  • Laura Collado Collado.
  • José Luis Díaz Izquierdo, nacido en 1987.
  • María Julieta Farfán Ceballos, nacida en 1988.
  • María José Fernández.
  • Iván Fernández Elices, nacido en 1985. Informante: María José Elices Escribano, nacida en 1960, quien aprendió los refranes en Navalmoral de la Mata de sus padres y abuelos.
  • María Fernández González, nacida en 1988. Informantes: sus abuelos Lucio González y Celia Miguel, de Navalmoral de la Mata.
  • Matilde Fernández López, nacida en 1983. Informante: su madre, Libertad López, nacida en 1950.
  • Sandra Fernández Sánchez y Patricia Fernández Cordero, nacidas en 1986, que han tenido como informantes a Angustias Jiménez Sánchez, nacida en 1954 y a Rocío Bueso, nacida en 1953.
  • José Manuel García de Paredes.
  • Jaime Luis García González, nacido en 1988.
  • Francisco José García Hernández, nacido en 1988.
  • Andrea García Vicente, nacida en 1987.
  • Sheila Garzón Nieto, nacida en 1988.
  • Marta Gómez Martín, nacida en 1988.
  • Francisco José González Flores, nacido en 1987.
  • Alejandro Arturo González Terriza, nacido en 1970. Informante: su madre, Josefa Terriza.
  • Juan Luis Hernández Gutiérrez.
  • Carlos Granado Illera.
  • Víctor Jiménez Barbado, nacido en 1988.
  • Maikel Jiménez Merideño, nacido en 1988
  • María Eugenia Labrador Álvarez, nacida en 1988. 
  • Enrique Laso Quintana, nacido en 1985. Informante: su padre Enrique Laso, nacido en 1957, quien los aprendió en Badajoz.
  • Pedro León Carbonero, nacido en 1988.
  • Anabel León Sánchez, nacida en 1987.
  • Beatriz Madrigal Álvarez.
  • Javier Marcos Rodríguez, nacido en 1988.
  • Noemí Martín Correas, nacida en 1988.
  • Fernando Martín Frejo.
  • David Martín García, nacido en 1988.
  • David Martín Manzano, nacido en 1988.
  • Sergio Martín Trancón.
  • Alba Martínez Ceballos.
  • Jacinto Martínez López, nacido en 1986.
  • José Luis Miguel González, nacido en 1988.
  • Rodrigo Morato Nava, nacido en 1988.
  • Fernando Muñoz Sánchez.
  • María Angustias Nuevo Marcos. Informantes: ella misma; su padre José Nuevo, nacido en 1936 y su tía Mercedes Pablos, nacida en 1924, todos de Navalmoral; Dioni Domínguez, nacida en 1949.
  • Jesús Ortiz Rincón, nacido en Navalmoral en 1986.
  • Lucía Pedrero García.
  • Lara Pérez Rufo, nacida en 1988.
  • Ángel Luis Prieto Melo.
  • Jennifer Rebate Marcos, nacida en 1987.
  • Edith Redondo Rodríguez, nacida en 1987.
  • Ismael Rivera García.
  • Raquel Rodríguez Martín, nacida en 1984. Informantes: sus abuelos, quienes lo aprendieron en su infancia en Gibraleón.
  • Javier Romero Díaz.
  • Alba Sanz Piris. Informantes: su madre de 40 años y una vecina de 50 años.
  • Nazaret Serrano Vera, nacida en 1985. Informante: Ángel Serrano Castaño, nacido en 1954.
  • Iván Timón Camacho, nacido en 1988.
  • Alejandro Trenado, nacido en 1987.
  • Irene Valdestilla Rodríguez, nacida en 1986.
  • Erimar Varela Hurtado, nacida en 1988.
  • Richard Vaz Aguado.
  • Sandra Vázquez, nacida en 1988.
  • Jesús Villar Paniagua.

III. Refranes extremadamente comunes.

Vamos a comenzar nuestra muestra con los refranes más frecuentes, los que han aparecido en prácticamente todas las aportaciones de todos los recopiladores. Son, como decíamos antes, los más trillados, los que todo el mundo conoce, y cuyo significado no guarda mayor misterio.

  • A caballo regalado no le mires el diente.

    1. A caballo regalado no se le mira el colmillo.

    2. A caballo regalado no se le mira colmillo.

    3. A caballo dado, no hay que mirar la boca (Gonzalo Correas).

    4. A caballo dado, no le mires el diente si ha cerrado (Gonzalo Correas).

    5. A caballo regalado, no hay que mirarle el diente (Sbarbi).

    6. A borrico regalado, no le mires el dentado (La ciudad oral).

    7. A caballo presentado, no hay que mirarle el diente (Doval).

    8. A caballo regalado, no le mires el dentado (Doval).

    • Según Doval, el refrán se atribuye a san Jerónimo.

  • A palabras necias, oídos sordos.

    1. A palabras locas, orejas sordas (Gonzalo Correas).

    2. A palabras recias, abajar las orejas (Gonzalo Correas).

    3. A palabras locas, razones pocas (Doval).

    4. A palabras necias, oídos de mercader (Doval).

  • A palabras vanas, ruido de campanas.

  • Agua que no has de beber, déjala correr.

  • Al mal tiempo, buena cara.

  • Al que madruga, Dios le ayuda.

  • Cría cuervos y te sacarán los ojos.

    1. Cría el cuervo; sacarte ha el ojo (Santillana).

    • Explica el Marqués de Santillana que «la crueldad natural pocas veces se pierde por la buena crianza y disciplina» (cit. en Doval).

  • Dime con quién andas y te diré quién eres.

    1. Dime con quién andavas, e deçirte he qué fablavas (Santillana).

    2. Dime con quién andas, diréte lo que hablas; o tus mañas (Gonzalo Correas).

    3. Dime con quién fueres, y diréte quién eres (Gonzalo Correas).

    4. Dime con quién irás, decirte he lo que harás (Gonzalo Correas).

    5. Dime con quién paces, y decirte he qué haces (Gonzalo Correas).

    6. Dime con quién tratas, y diréte quién eres y qué costumbres tienes (Gonzalo Correas).

    7. Dime con quién vas, decirte he qué mañas has (Gonzalo Correas).

  • El que avisa no es traidor.

  • El que calla, otorga.

    1. Quien calla, otorga.

  • El que no llora no mama.

  • El que ríe el último, ríe mejor.

    1. Quien ríe el último, ríe mejor.

  • En abril, aguas mil.

  • En boca cerrada no entran moscas.

    1. En boca cerrada, no entra mosca (Santillana).

    2. En boca cerrada, no entra mosca ni araña (Gonzalo Correas).

  • La avaricia rompe el saco.

  • La primavera la sangre altera.

    1. En primavera, la sangre se altera.

  • Más vale pájaro en mano que ciento volando.

    1. Más vale páxaro en mano, que buytre volando (Santillana).

    • «El sentido común es: que vale más poco en la mano seguro que mucho incierto, o un pájaro cualquiera que no un buitre volando por asir. Parece que salió este refrán de la volatería, en que es mejor tenerse el halcón en la mano que soltarle a un buitre y andarle volando, que es mala ave y poderosa a matar el halcón» (Gonzalo Correas).

    • En realidad, proviene del proverbio latino Est avis in dextra, melior quam quattuor extra, «mejor ave en (la mano) diestra que cuatro fuera (de ella)» (Doval).

  • Más vale prevenir que curar.

    1. Más vale prevenir que lamentar.

    2. Más vale prevenir al mal con tiempo que, después de venido, buscar el remedio (Gonzalo Correas).

    3. Más vale prevenir, que ser prevenidos (Gonzalo Correas).

  • Más vale tarde que nunca.

  • Mucho ruido y pocas nueces.

    1. En la vida te enamores / de mozos aragoneses, / que son como las nogueras: / mucho ruido y pocas nueces (Bonifacio Gil).

  • No dejes para mañana lo que puedas hacer hoy.

  • No hay mal que por bien no venga.

    1. No hay mal que no venga por bien: mirad para quién (Gonzalo Correas).

    2. No hay mal sin bien: cata para quién (Gonzalo Correas).

  • No por mucho madrugar amanece más temprano.

    1. No por mucho madrugar anochece antes.

    2. No por mucho madrugar amanece más aína (Gonzalo Correas).

  • Ojo por ojo, diente por diente.

    • Es la famosa Ley del Talión, justificación de la venganza recogida en el Antiguo Testamento (Éxodo 21: 24), derogada en el Nuevo (Mateo 5: 38-42) y definitivamente desmantelada por Gandhi: Ojo por ojo y el mundo acabará ciego (Doval).

  • Perro ladrador, poco mordedor.

    1. Perro ladrador, nunca buen mordedor (Gonzalo Correas).

    2. Perro ladrador, poco mordedor y mal cazador (Díaz Díaz).

  • Un tonto se ríe de otro tonto. 

IV. Refranes muy comunes.

Hay un segundo grupo de refranes que, si bien son muy conocidos, no aparecen con tanta frecuencia, es decir, no salen inmediatamente de la boca del entrevistado cuando le preguntamos qué refranes conoce. Son también de fácil interpretación.

  • A Dios rogando y con el mazo dando.

    • «El mazo es de los oficios de fuerza, de hacer carretas y poner los arcos a las cubas. Quiere decir que nosotros obremos y nos ayudará Dios; y no queramos que nos sustente holgando» (Gonzalo Correas).

    • «Cuentan que a un carretero se le rompió uno de sus carros en un camino y que dio la coincidencia de que por allí transitaba San Bernardo, a quien el carretero rogó que intercediera ante Dios para que Éste le arreglase el carro. El santo varón le dijo: "Yo rogaré a Dios, amigo, y tú entre tanto da con el mazo"» (Doval).

  • Aunque la mona se vista de seda, mona es y mona se queda.

    1. Aunque la mona se vista de seda, mona se queda.

    • Según señala Doval, el refrán, popularizado por una fábula de Tomás de Iriarte, es una refección de otro anterior latino: La mona siempre es mona, incluso si viste de púrpura.

  • Cógete buena fama y échate a dormir.

    1. Cobra buena fama y échate a dormir; cóbrala mala, y échate a morir (Doval).

  • Cuando las barbas de tu vecino veas pelar, pon las tuyas a remojar.

    1. Cuando la barba de tu vecino veas cortar, pon las tuyas a remojar.

    2. Si las barbas de tu vecino oyes afeitar, echa las tuyas a remojar.

    3. Cuando la barba de tu vecino vieres pelar, echa la tuya a remojar; o echa la tuya en remojo (Gonzalo Correas).

    4. Cuando las barbas de tu vecino veas pelar, echa las tuyas a remojar (Doval).

  • Cuanto más tienes, más necesitas. 

    1. Cuanto más se tiene, tanto más se desea  y quiere (Gonzalo Correas).

    2. Cuanto más se tiene, más se quiere (Doval).

  • De tal palo, tal astilla.

    1. ¿De dónde quebró esta astilla? —Deste mal madero (Santillana).

  • Del dicho al hecho hay mucho trecho.

  • Dios los cría y ellos se juntan.

  • El hombre y el oso, cuanto más feos, más hermosos.

    1. La mujer y la osa, cuanto más fea más hermosa.

  • El que madrugó una bolsa se encontró, pero más madrugó el que la perdió.

    1. El que madrugó se encontró un costal, pero más madrugó el que lo perdió.

    2. Uno por madrugar, se encontró un costal. —Más madrugó el que lo perdió (Sbarbi).

  • En casa del herrero, cuchillo de palo.

    1. En casa del ferrero, cochillo mangorrero (Santillana).

    2. En casa del herrero, asador de palo; o [de] madero (Gonzalo Correas).

    3. En casa del herrero, badil de madero (Gonzalo Correas).

    4. En casa del herrero, el cuchillo de madero (Gonzalo Correas).

    5. En casa del herrero, el más ruin apero (Gonzalo Correas).

    6. En casa del herrero, el peor apero (Gonzalo Correas).

  • En martes ni te cases ni te embarques

    1. Hoy es martes: ni te cases ni te embarques.

    2. En trece y martes ni te cases ni te embarques.

    3. En martes, ni tu casa mudes, ni tu hija cases, ni tu ropa tajes (Gonzalo Correas).

    4. En martes, ni tu tela urdas ni tu hija cases (Gonzalo Correas).

      • «Opinión del vulgo contra el martes; y nace de ser tenido Marte en la gentilidad por dios de las batallas, y este planeta domina en este día, y por eso le tienen por aciago los inorantes, tomándolo de la gentilidad, que no hacía casamientos en martes por su dios de disensiones y batallas. Quiere decir el refrán que no comencemos las cosas con pesadumbre y enojos, sea el día que fuere, ni con malos fines ni torcida intención: que en nuestro obrar está el bien o el mal» (Gonzalo Correas).

    5. El martes, ni telas urdas, ni hijas cases (Sbarbi).

    6. En martih ni la tu hija casih ni el tu lichón matih (Díaz Díaz).

  • Es de bien nacido ser agradecido.

  • Los que se pelean, se desean.

  • Más sabe el diablo por viejo que por diablo.

    1. Sabe más el sabio por viejo que por sabio.

    2. Sabe más el zorro por viejo que por zorro (La ciudad oral).

  • Más vale lo malo conocido que lo bueno por conocer.

    1. Más vale lo viejo conocido que lo bueno por conocer.

  • Más vale maña que fuerza.

    1. Más vale maña que fuerza, y más a quien Dios esfuerza (Doval).

  • Más vale solo que mal acompañado.

    1. Es mejor estar solo que mal acompañado.

  • No es más limpia la que limpia más, sino la que menos ensucia

    1. No es más limpio el que más se lava, sino el que menos se ensucia.

    2. No es más limpio el que más limpia, sino el que menos ensucia (Doval).

  • Nunca te acostarás sin saber una cosa más.

    1. Nunca se acuesta el hombre sin saber una cosa más (Sbarbi).

  • Ojos que no ven, corazón que no siente.

    1. Ojos que no ven, corazón no desea; o corazón que no desea (Gonzalo Correas).

    2. Ojos que no ven, corazón que no duele; o que no quiebra; o que no llora (Gonzalo Correas).

    3. Ojos que no miran, corazón que no suspira (Doval).

  • Oveja que bala, bocado que pierde.

    1. Oveja que bala, bocado pierde (Gonzalo Correas).

    2. Oveja que mucho bala, bocado pierde (Gonzalo Correas).

  • Quien mal anda, mal acaba.

  • Quien roba a un ladrón, tiene cien años de perdón.

    1. Quien hurta al ladrón gana cien años de perdón (Canellada y Pallares).

  • Quien tiene boca, se equivoca.

  • Vive duro y a lo loco, que la vida dura muy poco.

  • Vive la vida y deja vivir.

V. Refranes sofisticados.

 Dentro del grupo anterior podríamos apuntar un subapartado de refranes que también son conocidos por un gran número de informantes pero que necesitan un mayor nivel de abstracción o de imaginación por parte del oyente. Requieren, en suma, un grado mayor de “sofisticación refranera”. Veamos:  

  • A quien Dios se la dé, la Virgen se la bendiga.
    1. A quien Dios se la dé, San Pedro se la bendiga.
    2. A quien Dios se la diere, san Antón se la bendiga (Doval).
  • A río revuelto, ganancia de pescadores.
    1. En río revuelto, ganancia de pescadores.
    • De origen latino: Est captu facilis turbata piscis in unda, «el pez en agua revuelta es de fácil captura»(Doval).
  • Arrieros somos y en el camino nos encontraremos.
    1. Somos harrieros y nos encontraremos (Gonzalo Correas).
    • «Que se ofrecen muchas ocasiones en la vida de desquitarse de los agravios, y pagarse las buenas obras» (Gonzalo Correas).
  • Le dijo la sartén al cazo: “Apártate que me tiznas”.
    1. ¿Qué le dijo la sartén al cazo? «Apártate que me tiznas».
    2. Dixo la sartén a la caldera: «Tirte allá, culnegra» (Santillana).
      • «Tirte, 'quítate', 'tírate'» (Canellada y Pallares).
    3. Dixo el asno al mulo: «Tira allá, orejudo» (Santillana).
    4. Dijo el cazo a la caldera: «Quítate allá, tiznera» (Gonzalo Correas).
    5. Dijo el cuervo a la graja: «Quítate allá, tiznada» (Gonzalo Correas).
    6. Dijo la sartén a la caldera: «Quítate allá, culnegra»; o «Tírate allá, buznegra» (Gonzalo Correas).  
    7. Le dijo el grajo al cuervo: «Quítate allá, que tiznas» (Doval).
    8. Dijo la sartén a la caldera: «¡Quítate allá, culinegra!» (Doval).
      • «Dos personas ruines nada tienen que echarse en cara (...) Viene a señalar con cuánta facilidad se hacen notar los defectos ajenos y qué fácilmente pasan desapercibidos los propios, aunque sean mayores» (Doval).
  • Más vale llegar a tiempo que rondar un año.
  • Por la noche todos los gatos son pardos.
    1. De noche todos los gatos son pardos.
  • Se pilla antes a un mentiroso que a un cojo.
    1. Antes se coge a un mentiroso que a un cojo.
    2. Cae más rápido un mentiroso que un cojo.
  • Usted es puro tilín tilín y nada de paletas.
    • Refrán colombiano. Se dice de los que prometen pero luego no cumplen, en referencia al carro ambulante que se utiliza para vender polos o helados (paletas), que va haciendo tilín tilín para llamar la atención de los clientes.
VI. Refranes comunes.

 Hay refranes que, pese a haber aparecido con menos frecuencia en nuestras recopilaciones, pueden considerarse también como relativamente comunes.

  • A buen entendedor, pocas palabras bastan.
    1. A buen entendedor, pocas palabras (Santillana).
    2. A buen entendedor, breve hablador (Gonzalo Correas).
    3. A buen entendedor, poca parola  (Gonzalo Correas).
    4. A buen entendedor, con pocas palabras basta (La ciudad oral).
  • A burro muerto, la cebada al rabo.
    • «Reprende la necedad de querer aplicar remedio a las cosas pasada la ocasión oportuna y cuando ya no sirve de nada»(Doval).
  • A cada marrano le llega su sábado.
  • A cada pez le llega su vez.
  • A cada santo le llega su día.
  • A enemigo que huye, (la) puente de plata.
    1. Al enemigo, si vuelve la espalda, la puente de plata (Gonzalo Correas).
    2. Al enemigo, si huye, la puente de plata (Gonzalo Correas).
    3. Al enemigo que huye, hacelle la puente de plata (Gonzalo Correas).
  • A la fuerza ahorcan.
    • «Se suele decir como justificación de aquello que se hace de mal grado y contra la propia voluntad, sólo y exclusivamente porque se ve uno obligado a hacerlo» (Doval).
  • A la iglesia no voy porque estoy cojo, pero a la taberna voy, poquito a poco.
    1. Para ir a la iglesia estoy cojo, pero si es a la taberna, poquito a poco.
  • A la mujer y a la mula hasta el culo le has de ver.
  • A la mujer y a la mula por la boca les entra la hermosura.
  • A la prima se la arrima; y si es prima hermana, con más gana.
  • A la que no está acostumbrada a bragas, las costuras le hacen llagas.
    1. El que non es ducho de bragas, las costuras le matan (Santillana).
    2. Al que no está hecho a bragas, las costuras le hacen llagas (Doval).
    • «El que no está familiarizado con lujos y refinamientos, no sabe apreciarlos, e incluso se le convierten en molestias (...). Al que no está acostumbrado a lo que sea, todo se le hace cuesta arriba» (Doval).
  • A las diez en la cama estés.
    1. A las diez, deja la calle para quien es (Gonzalo Correas).
      • «Que se recojan las mujeres que se sientan a sus puertas a las noches de verano, porque ya la calle es para rondadores» (Gonzalo Correas).
    2. A las diez, durmiendo estés (Gonzalo Correas).
    3. A las diez, durmida estés (Gonzalo Correas).
    4. A las diez, en la cama estés, y si se puede, a las nueve (Doval).
  • A moro muerto, gran lanzada.
    • «Sirve de burla contra los que se jactan de su valor cuando ya no hay riesgo» (Doval).
  • A quien Dios no le da hijos, el Diablo le da sobrinos.
  • A rey muerto, rey puesto.
  • A todo hay remedio menos a la muerte.
    1. A todo hay remedio, sino a la muerte (Doval).
  • A todos los cerdos les llega su san Martín.
    1. A cada gorrín le llega su san Martín (Doval).
    2. A cada puerco le llega su san Martín (Doval).
  • A tu enemigo fallecido, perdón y olvido.
  • Abriga bien el pellejo, si quieres llegar a viejo.
  • Afortunado en el juego, desgraciado en amores.
    1. La mala suerte en el juego presagia la buena en el amor (Sbarbi).
    2. Desgraciado en el juego, afortunado en amores (La ciudad oral).
    3. Afortunado en cartas, desgraciado en faldas (Doval).
  • Agua pasada no mueve molino.
    1. Agua que pasó, molino no muele (Gonzalo Correas).
  • Al ausente, por muerto le da la gente.
  • Al demonio y a la mujer nunca les falta qué hacer.
  • Al freír será el reír.
    • «Al freír lo verán. Varíase al freír lo veréis y aplícase a muchas cosas. Dicen que un carbonero, vaciando el carbón en una casa, se llevaba hurtada la sartén escondida; y preguntándole si era bueno el carbón, encareciéndolo por tal, dijo: Al freír lo veréis» (Gonzalo Correas).
  • Al mal que no tiene cura, ponerle la cara dura.
  • Al perro flaco, todo se le vuelven pulgas.
    1. Al perro flaco, todo son pulgas (Doval).
  • Al perro muerto, échale del huerto.
  • Al que nace barrigón, ni que lo fajen chiquito.
  • Al saber le llaman suerte.
  • Amanecerá y veremos.
  • Amor de lejos, amor de pendejos.
  • Amor de viejos, felices los cuatro.
  • Amores reñidos son los más queridos.
    1. Amores «queríos», cien veces «reñíos» (Díaz Díaz).
  • Ante la duda, yo la viuda.
    1. Ante la duda, la más tetuda.
    2. En la duda, la más peluda (Doval).
  • Antes huir que morir.
  • Antes muerte que fría vergüenza.
  • Año nuevo, vida nueva.
  • Ayúdate y Dios te ayudará.
    1. Ayúdate, que yo te ayudaré (Gonzalo Correas).
      • «Palabra es de Dios cierta» (Gonzalo Correas).
    2. Ayúdate, y ayudarte ha Dios (Gonzalo Correas).
    3. Ayúdate, y ayudarte he (Gonzalo Correas).
      • «Dicho de Dios» (Gonzalo Correas).
  • Basura que se bota, no se vuelve a recoger.
  • Bien está lo que bien acaba.
  • Burro viejo, poco verde.
  • Buscando un amigo mi vida pasé, me muero de viejo y no lo encontré.
  • Cada mochuelo a su olivo.
  • Cada oveja con su pareja.
  • Con el dinero no se juega.
  • Con las cosas de comer no se juega.
  • Con quien te vi te comparé.
    1. Con quien te hallé, te comparé (Doval).
  • Consejos vendo y para mí no tengo.
  • Cuando el río suena, agua lleva.
    1. Cuando el río suena, agua y piedras lleva.
    2. Cuando el río suena es porque piedras lleva.
    3. Cuando el río zurrea, o lleva agua o piedra (Gonzalo Correas).
  • Cuando llueve y hace sol, hace el Diablo requesón.
    1. Cuando llueve y hace sol, hace la vieja requesón.
    2. Cuando llueve y hace sol, alegre está el pastor (Gonzalo Correas).
    3. Cuando llueve y hace sol, coge el caracol (Gonzalo Correas).
    4. Cuando llueve y hace sol, deja a su perro el pastor (Gonzalo Correas).
    5. Cuando llueve y hace sol, tiempo es de requesón (Gonzalo Correas).
  • Cuando uno va de culo, ningún barranco lo ataja.
  • Culo veo, culo quiero.
    1. Culito veo, culito deseo (La ciudad oral).
  • Dame gordura y te daré hermosura.
  • De abrigado a nadie vi morir, de desabrigado sí.
  • De dolor nadie murió.
  • De los hijos, el que muere es el más querido.
  • ¿De qué viven los abogados? De los tercos y los porfiados.
  • Después de la tempestad, viene la calma.
    1. Detrás de la tormenta, la calma vendrá.
  • Después del ojo fuera, no hay Santa Lucía que valga.
  • Detrás de la cruz está el Diablo.
  • Diablo te hiciste porque padre no tuviste.
  • Dime de qué presumes y te diré de qué careces.
    1. Dime de qué presumes, te diré de qué careces.
    2. Si quieres que te diga de lo que careces, dime de lo que blasonas (Sbarbi).
    3. Dime de qué presumes, te diré de lo que careces (Canellada y Pallares).
    4. Dime de lo que blasonas, y te diré lo que te hace falta (Doval).
  • Dios aprieta pero no ahoga.
  • Donde hubo fuego, cenizas quedan.
    1. Donde hubo fuego, siempre quedan cenizas (Doval).
    2. Donde hubo lumbre, rescoldo queda (Doval).
  • Dos hijas y una madre, tres diablos para un padre.
  • Dos no pelean si uno no quiere.
    1. Dos no riñen si uno no quiere (Doval).
  • El buen cobrador es mal pagador.
  • El buen ojo del amo engorda al caballo.
    1. El ojo del amo engorda el caballo (Gonzalo Correas).
    • «Refrán que advierte cuánto conviene que cada uno cuide de su hacienda, si quiere que marchen bien y no sufran ningún deterioro o merma sus intereses» (Doval).
  • El casado, casa quiere.
  • El cura no se acuerda cuando fue sacristán.
  • El dinero no da la felicidad, pero cuando se va se la lleva.
    1. El dinero no da la felicidad, pero es medio para alcanzarla a veces (Díaz Díaz).
  • El español fino, después de comer siente frío.
    1. El español fino, después de comer tiene frío (Doval).
  • El hábito no hace al monje.
    1. El hábito y la capilla no hace fraile (Gonzalo Correas).
  • El hombre es fuego, la mujer estopa; llega el Diablo y sopla.
  • El hombre propone y Dios dispone.
    1. La mujer propone y Dios dispone.
    2. El hombre propone, y la mujer dispone (Doval).
  • El mejor escribano echa un borrón.
  • El perro y el gato se duermen a cada rato.
  • El pez gordo (siempre) se come al chico.
    1. El pez grande se come al chico, y así el pobre al rico (Doval).
  • El que a hierro mata, a hierro muere.
    1. Quien a hierro mata, a hierro muere.
  • El que a ti te lo pruebe y a mí me lo cate, ganas tendrá de chocolate.
  • El que bien hace, bien recibe.
  • El que con lobos anda, a aullar aprende.
  • El que da la herencia antes de la muerte merece que le den con un canto en los dientes.
  • El que escucha lo que no debe, oye lo que no quiere. 
    1. El que escucha lo que no debe, su mal oye.
  • El que escupe en lo alto, en la cara le cae.
  • El que espera, desespera.
  • El que la hace, la paga.
    1. El que la ha hecho, la teme (Gonzalo Correas).
  • El que lo huele, debajo lo tiene.
  • El que madruga, caga más temprano.
  • El que mucho abarca, poco aprieta.
  • El que nada le cuesta, hagámoslo fiesta.
  • El que no tiene cruz, se la están haciendo.
  • El que quiere marrones aguanta tirones.
  • El que sabe es criado del que no sabe.
  • El que se fue a Sevilla, perdió su silla.
  • El que tiene rabo de paja, que no se arrime a la candela.
  • El que tiene vergüenza, no come ni almuerza.
  • El saber no ocupa lugar.
  • El sueño y la muerte, hermanos parecen.
  • El tiempo perdido lo lloran los santos.
  • El vino es la teta de los viejos.
    1. El vino es la teta del viejo (Gonzalo Correas).
  • En guerra avisada no muere soldado.
  • En la paz y en la guerra, el que matan muerto queda.
  • Entre col y col, lechuga.
    • «Ansí plantan los hortolanos. Dícese cuando entre el trabajo se toma algún alivio; o se mezclan cosas diversas» (Gonzalo Correas).
  • Eres como el cuco, pájaro que nunca anida, pone los huevos en nido ajeno y la otra pájara los cría.
  • Eres como el perro del hortelano, ni comes ni dejas comer.
    1. El perro del hortolano, ni hambriento ni harto (Gonzalo Correas).
    2. El perro del hortolano, ni quiere las manzanas para sí ni para su amo; o las berzas (Gonzalo Correas).
    3. El perro del hortolano, que ni come las berzas ni las deja comer al estraño (Gonzalo Correas).
    4. El perro del hortolano, que no come las berzas ni quiere que otro coma dellas (Gonzalo Correas).
  • Es mejor lo malo conocido que lo bueno por conocer.
  • Escoba nueva barre bien.
  • Folla y aborta, que la vida es corta.
  • Fumador empedernido, hombre carcomido.
  • Galgo que muchas liebres levanta, ninguna mata.
  • Gato con guantes no caza ratones.
    1. Gato con guantes no caza, pero alcanza (Díaz Díaz).
    2. Gato con guantes no caza ratones; pero caza corazones (Díaz Díaz).
    • Según Doval, «expresa cuán embarazoso y molesto es tener que aparentar refinamientos a los que uno no está costumbrado (...) Para trabajar bien y a gusto, los adornos, los excesivos escrúpulos y las desproporcionadas delicadezas estorban».
  • Gato escaldado, del agua fría huye.
    1. Gato escaldado, del agua fría ha miedo (Gonzalo Correas).
  • Gente grande, mal estambre.
  • Hablar es fácil.
  • Hasta que no pase el último gato no se dice sape.
    1. No hay que decir ¡zape! hasta que pase el último gato (Doval).
  • Hay amores que matan.
  • Hay más días que longaniza.
    1. Más hay días que longaniças (Santillana).
    2. Son más los días que las longanizas (Gonzalo Correas).
  • Hay ojos que de legañas se enamoran.
    1. Hay ojos que se enamoran de legañas (Doval).
  • Haz bien y no mires a quién.
    1. Faz bien e non cates a quién (Santillana).
    2. Haz bien, y no cates a quién; haz mal, y guarte (Gonzalo Correas).
      • «Con letras de oro había de estar escrito este refrán, dino de la nobleza y caridad española, que no le he visto en otra lengua, «haz bien y no cates a quien». La otra parte: «haz mal, y guarte», aunque está en imperativo por concordar con lo primero, aquí es condicional, y quiere decir: si hicieres mal, guárdate; y debajo desto, por la consecuencia del daño que se te seguiría, amonesta que no hagas mal; que ansí como del bien se coge fruto cierto, aunque se haga a los que no pensamos ver más, ansí también del mal se recibe castigo por caminos no pensados. Es la razón que Dios está a la mira para premiar el bien y castigar el mal. Algunos, escarmentados, truecan las palabras, y dicen: «Haz mal, y no cates a quién; haz bien, y guarte»; lo primero, según leyes del mundo, porque hay muchos que hacen mal y no son castigados, y se pasean libres hasta que se lo pagan por juicio de Dios, y porque para hacer mal no son menester rodeos, y de suyo se está dicho que se deben guardar; la otra parte, «haz bien y guarte», se dice con escarmiento y aviso, por ser tan ordinario recibir daño por hacer bien, de que hay muchos ejemplos cada día, como: «Quien presta, no cobra; si cobra, no tal; si tal, enemigo mortal». Por fianzas, ¡cuántos vemos perdidos, y cuántas quejas de ingratitudes y malas correspondencias! Y ansí amonesta al que hiciere bien, mire cómo lo hace, y se abroquele para el daño, como, si fía, para pagar, (y) si da la mano a uno que se ahoga, désela de manera que se asegure primero, y tenga cuidado para que el otro no le lleve tras sí a lo hondo, y se ahoguen entrambos»  (Gonzalo Correas).
  • Haz cien y no hagas una y como si no hubieras hecho ninguna.
  • Hijo de hija, nieto será e hijo de hijo, en duda estará.
  • Hombre prevenido vale por dos.
    1. Hombre prevenido, medio combatido (Sbarbi).
    2. Hombre prevenido, nunca fue vencido (Sbarbi).
    3. Hombre apercibido, medio combatido (Doval).
    4. Hombre precavido vale por dos (Doval).
  • Ira de hermanos, ira de diablos.
  • José María el ladrón de Andalucía, que robaba a los ricos y a los pobres socorría.
  • La cara es el espejo del alma.
    • Ya en el De Oratore de Cicerón: Imago animi vultus (Doval).
  • La carga cansa, la sobrecarga mata.
  • La mancha de la mora con otra verde se quita.
    1. La mancha de la morita con otra verde se quita (Gonzalo Correas). 
    2. Lo que la mora negra tiñe, la verde lo destiñe (Gonzalo Correas).
    3. Lo que tiñe la mora, otra verde lo descolora (Sbarbi).
    4. Me han dicho que no me quieres (bis), / no me da pena maldita, / que la mancha de la mora / con otra verde se quita (copla de una jota de la Serena, Badajoz; Bonifacio Gil).
  • La mujer y la escopeta no se prestan.
    1. La mujer y la espada, las armas y el caballo, de muchos ha de ser codiciado; (o) no (ha de ser) fiado (Gonzalo Correas).
    2. La mujer y la espada, nunca ha de ser probada; o tentada (Gonzalo Correas).
    3. La mujer y la espada, puede ser mostrada, mas no confiada (Gonzalo Correas).
  • La oración de Zumaque: para trabajar no te mates.
  • La salud es la que juega y no la camisa nueva
    • Es decir, gozar de buena salud es lo que predispone a disfrutar y no el disponer de más o menos bienes materiales.
  • La suerte de la(s) fea(s), la(s) guapa(s) la desea(n).
  • La visita y la pesca a los tres días apesta.
    1. El huésped y el pece, a los tres días hiede (Sbarbi).
    2. El huésped y la pesca, a los tres días apesta (Sbarbi).
    3. La visita, cortita (Doval).
  • La zorra cambia de pelo pero no de maña.
  • Ladra de noche para ahorrar perro.
  • Las apariencias engañan.
  • Las doce, el que no tenga pan que retoce.
  • Las mentiras tienen las patas muy cortas.
  • Las tres ces que matan a los viejos: caída, cólico o cursos.
  • Liebre paría y perra salía.
    1. La liebre, parida; y la galga, salida (Gonzalo Correas).
      • «Entiende: que corre más» (Gonzalo Correas).
  • Lo bien hecho, bien parece.
    1. «Lo bien hecho, bien parece». Y estaban ahorcando a su marido en la plaza (Gonzalo Correas).
    2. «Lo bien hecho, bien parece». Y llevaba un per sinum crucis (Gonzalo Correas).
      • «Cuchillada por la cara» (Gonzalo Correas).
    3. «Lo bien hecho, bien parece». Y ponían a su marido en la horca (Gonzalo Correas).
    4. «Lo bien hecho, bien parece». Y tresquilaba a su marido a cruces (Gonzalo Correas).
  • Lo cortés no quita lo valiente.
  • Lo pasado, pasado está y pasado es.
    1. Lo pasado, pasado; lo presente, casi pasado; y lo futuro, ignorado (Doval).
  • Lo poco agrada y lo mucho enfada.
  • Lo que es bueno para el bazo, es malo para el espinazo.
    1. Lo que es bueno para el hígado, es malo para el bazo (Gonzalo Correas).
    2. Lo que es bueno para el vientre, es malo para el diente (Gonzalo Correas).
  • Lo que se regala no se pide.
  • Los años son escobas que nos van barriendo hacia la fosa.
  • Los días que pasan es el salto de una pulga.
  • Los difuntos, todos juntos.
  • Los fallos del médico la tierra tapa.
  • Los niños, los borrachos y los locos dicen la verdad.
    1. Los niños y los locos dicen las verdades (Gonzalo Correas).
  • Los sueños, sueños son.
  • Madre muerta, casa deshecha.
  • Mal ajeno, ni cura ni duele.
  • Mal de muchos, consuelo de tontos.
    1. Mal de muchos, consuelo es (Sbarbi).
    2. Mal de muchos, consuelo es de todos (Canellada y Pallares).
  • Mal se queja quien se deja.
  • Más da el duro que el desnudo.
    1. Más da duro que tiene, que franco que no tiene; o que madura (o blando) que no tiene (Gonzalo Correas).
      • «Refrán que denota que aun del avaro debe esperarse más que del que nada tiene para sí» (Canellada y Pallares).
  • Más matan faldas que balas.
  • Más vale ir tarde a misa que temprano al baile.
  • Más vale poco y bueno que mucho y malo.
  • Más vale un feo remiendo que un bonito agujero.
  • Matrimonio y mortaja, del cielo baja(n).
  • Nadie debe vivir pobre para morir rico.
  • Ninguna mujer es fea por donde mea.
  • No busques el mal de tu vecino porque el tuyo viene de camino.
  • No enseñe al papá a hacer hijos.
  • No es oro todo lo que reluce.
    1. Todo lo que brilla no es oro.
    2. No todo lo que brilla es oro (La ciudad oral).
    3. No es oro todo lo que reluce, ni harina lo que blanquea (Doval).
  • No hay cuña que más apriete que la del mismo palo.
  • No hay gorrino que no sea escrupuloso.
    1. No hay sucia que no sea asquerosa (Gonzalo Correas).
      • «Que no haga ascos de lo sucio, sin echar de ver en sí que es sucia y puerca» (Gonzalo Correas).
  • No hay majadero que no muera en su oficio.
  • No hay mal [ni bien] que cien años dure.
    1. No hay mal que dure cien años ni cuerpo que lo resista.
    2. No hay mal que cien años dure, ni bien que a ellos ature (Gonzalo Correas).
      • «Llegue» (Gonzalo Correas).
  • No hay mayor desprecio que no hacer aprecio.
  • No hay peor sordo que el que no quiere oír.
    1. No hay peor ciego que el que no quiere ver (Doval).
    2. No hay peor desentendido que el que no quiere entender (Doval).
  • No hay personas más mentirosas que un cazador y un pescador.
  • No hay quince años feos.
    1. No hay veinte años feos, ni cuarenta hermosos (Gonzalo Correas).
    2. No hay quince malos (Doval).
  • No hay quinto malo.
    • Antiguamente «los ganaderos elegían el orden de lidia, y solían echar en quinto lugar al toro que consideraban mejor, para dejar un buen sabor de boca en la gente, que ya en el sexto estaba cansada y con ganas de irse» (Doval).
  • No hay refrán que no sea verdadero.
    1. No hay refrán que no sea sentencia.
    2. No hay refrán que no diga una verdad; y si una no es, es porque dice dos (Doval).
  • No hay sábado sin sol ni mocita sin amor.
    1. No hay sábado sin sol, ni doncella sin amor, ni moneda que no pase, ni puta que no se case (Doval).
  • No le busques tres pies al gato.
    1. No le busques las cuatro patas al gato.
  • No ofende quien quiere, sino quien puede.
  • No se puede repicar y estar en la procesión.
    1. No se puede estar en misa y repicando (Doval).
    2. No se puede repicar y andar a la procesión (Doval).
  • No todo el monte es orégano.
  • Nunca digas De ese agua no beberé ni Ese cura no es mi padre.
  • Nunca digas nunca jamás.
  • Nunca es tarde si la dicha es buena.
    1. Nunca es tarde para bien hacer: haz hoy lo que no heciste ayer (Gonzalo Correas).
  • Orgullo, riqueza y hermosura son nada en la sepultura.
  • Para bien morir, bien vivir.
  • Para poca salud, más vale morirse.
  • Perro muerto ni muerde ni ladra.
  • Perro que no se le conoce, no se le toca la cola.
  • Poco gana la vieja hilando, pero menos gana mirando.
    1. Poco se gana a hilar, pero menos a holgar (Sbarbi).
  • Por el día no veo y por la noche me espulgo.
  • Por el pico, muere el grande y el chico.
  • Por hacer rico a mi yerno, me fui al infierno.
  • Por la boca muere el pez.
    1. Por la boca muere el pece, y la liebre tómanla a diente (Gonzalo Correas).
    2. Por la boca se escalienta el horno, el viejo y todo (Gonzalo Correas).
  • Por ponerle María Ramos le pusimos la embarramos.
  • ¿Qué tendrá mi hijo de feo que yo no se lo veo?
  • Quien a buen árbol se arrima, buena sombra le cobija.
  • Quien a hierro mata, a hierro muere.
  • Quien a su casta se parece, honra merece.
    1. El que a los suyos parece, honra merece (La ciudad oral).
  • Quien al cielo escupe, en la cara le cae.
  • Quien bien te quiere, te hará llorar.
    1. Quien bien te quiere, te hará llorar; y quien mal, reír y cantar (Gonzalo Correas).
      • «O castigando, o burlando, se suele hacer enojo a quien bien se quiere. Lo postrero es contrapuesto: que te cebará, hará reír y cantar, no dándosele nada de tu enmienda, bien o daño, o para engañarte y cogerte» (Gonzalo Correas).
  • Quien canta, su mal espanta.
    1. Quien canta, sus males espanta (Gonzalo Correas).
  • Quien come y canta, algún sentido le falta.
    1. Quien come y canta, o está loco o poco le falta.
    2. Quien come y canta, un tornillo le falta.
    3. Quien come y canta, seso le falta (Gonzalo Correas). 
    4. Quien come y canta, de locura se levanta (o con locura se levanta) (Gonzalo Correas).
    5. Quien comiendo canta, si no está loco, poco le falta (Doval).
  • Quien con niños se acuesta, meao se levanta.
    1. Quien con niños se acuesta, amanece miado.
    2. El que con niño(s) se acuesta, mojado amanece.
    3. Quien con muchachos se acuesta, cagado amanece (Gonzalo Correas). 
    4. Quien con muchachos se echa, cagado se levanta (Gonzalo Correas). 
    5. Quien con niños se acuesta, cagado se levanta (Gonzalo Correas). 
    6. Quien con rapaces se adormece, cagado amanece (Gonzalo Correas).
    7. El que con niños se acuesta, amanece mojado (La ciudad oral).
    8. Quien con niños se acuesta, por la mañana apesta (Doval).
  • Quien da pan a perro ajeno, pierde (el) pan y pierde (el) perro.
  • Quien da primero, da dos veces.
    1. El que da primero, da dos veces (Sbarbi).
  • Quien fue a Serrejón, perdió su sillón.
  • Quien hace un cesto, hace ciento.
    1. Quien hace un cesto, hará ciento; y si tiene mimbres y tiempo, un cuento (Gonzalo Correas).
    2. El que jaci un cestu, jaci ciento, tuviendu mimbri y tiempu (Díaz Díaz).
    3. Quien hace un yerro, hace ciento (Doval).
  • Quien mucho corre, pronto para.
  • Quien mucho duerme, poco vive.
    1. Quien mucho duerme, media vida pierde (Doval).
    2. Quien mucho duerme, poco aprende (Doval).
  • Quien mucho habla, mucho yerra.
    1. Quien mucho habla, mucho miente.
    2. Mucho fablar, mucho errar (Santillana).
    3. Quien mucho habla, a sí se daña (Gonzalo Correas).
    4. Quien mucho habla, dello se daña (Gonzalo Correas).
  • Quien mucho se despide, pocas ganas tiene de irse.
  • Quien muere, ni cobra, ni paga, ni debe.
  • Quien no se arriesga, no pasa la mar.
    1. Quien no se aventura, no pasa la mar (Canellada y Pallares).
    2. Quien no se arriesga, no gana nada (Doval).
    3. Quien no se aventura, no ha ventura (Doval).
  • Quien no tiene cabeza, ha de tener pies.
  • Quien pee fuerte y mea claro no necesita médico ni cirujano.
    1. Claro y limpio mear, y una higa para el doctor (Sbarbi).
    2. Mear claro y dar una higa al médico (Sbarbi).
    3. Cuando meares de color de florín, echa al médico para ruin (Sbarbi).
    4. Quien caga duro y mea claro, no necesita médico ni cirujano (Díaz Díaz).
    5. Quien pee mucho y mea claro, no ha menester cirujano (Díaz Díaz).
  • Quien por todo se apresura, su muerte apura.
  • Quien quiera peces, que se moje el culo.
    1. Quien peces quiere, el rabo se remoja (Santillana).
  • Quien saca molla, saca polla.
  • Quien se fía de un lobo, entre sus dientes muere.
  • Quien se guarece debajo de hoja, dos veces se moja.
  • Quien se va, vivo o muerto está.
    1. Quien se va, vivo y muerto está (Doval).
    2. Quien se va, no está; y quien no está, no es nadie ya (Doval).
  • Quien se viste con lo ajeno, en la calle lo desnudan.
  • Quien siembra vientos, recoge tempestades.
    1. Quien siembra, recoge (Doval).
    2. Quien siembra odio, recoge venganza (Doval).
  • Quien tenga un hijo varón, no llame a otro ladrón.
  • Quien tiene dientes, miente.
  • Quien tiene un amigo, tiene un tesoro.
  • Quiéreme cuando menos lo merezca, que será cuando más lo necesite.
  • Reloj y campana, muerto mañana.
  • Reunión de pastores, oveja muerta.
  • Sábado sabadete, camisa nueva y un polvete.
  • Santa Catalina nos libre de muerte repentina.
  • Se acostaron dos y amanecieron tres.
  • Si pobre nace, pobre muere.
  • Si no tienes sonrisa, no abras la tienda.
  • Si quieres buena fama, no te mees en la cama.
    1. Si quieres tener buena fama, no te tome el sol en la cama (Sbarbi).
    2. Si quieres buena fama, no te dé el sol en la cama (Doval).
  • Sube como palmera y baja como coco.
  • Suegra, abogado y doctor, cuanto más lejos, mejor.
  • Sustos y disgustos matan a muchos.
  • Tanto va el cántaro a la fuente que al final se rompe.
    1. Tanto va el cántaro a la fuente, que por fin se rompe (Doval).
  • Te casaste, la cagaste.
    1. Te casaste, te enteraste (Doval).
    2. Te casaron, te cazaron (Doval).
  • Toda piedra hace pared.
  • Todos los caminos llegan a Roma.
  • Trabaja cada día como si fuese el último de tu vida.
  • Tranquilo, piojo, que la noche es larga.
  • Tras de los ojos llorosos, caerle sal.
  • Tropezar y no caer, adelantar terreno es.
    1. Tropezar y no caer, añadir al paso es (Doval).
    2. Tropezar y no caer, buen aviso es (Doval).
  • Tú miras la paja del ojo ajeno pero no el roble que tienes encima.
  • Un baño al año no hace daño (pero es cosa mucho más sana una ducha por semana).
  • Un día con la suegra, un día de tinieblas.
  • Un matrimonio sin cuernos es como un jardín sin flores.
  • Un médico cura, dos dudan y tres, muerte segura.
  • Un muerto abre los ojos al vivo.
  • Un tonto y su dinero duran poco tiempo juntos.
  • Una cosa es predicar y otra dar trigo.
  • Una mano por el cielo y otra por el suelo.
  • Unos llevan la fama y otros cardan la lana.
    1. Unos tienen la fama, y otros cardan la lana; o y otros lavan la lana (Gonzalo Correas).
    2. Unos cardan la lana, y otros llevan la fama (Canellada y Pallares).
  • Unos mueren para que otros hereden.
  • Unos nacen con estrella y otros (nacen) estrellados.
  • Va para el cielo y renegando.
  • Vendí la lora por no cargarla.
  • Venticinco mujeres, cincuenta tetas; y si son de marrana, ciento cincuenta.
  • Viejo que se casa con mujer moza, o pronto el cuerno, o pronto la losa, o las dos cosas.
  • Vísteme despacio, que tengo prisa.
  • Vivos y muertos, todos al huerto.
  • Ya me morí y quién me lloró vi.
  • Yendo yo caliente, ríase la gente.
    1. Ande yo caliente y ríase la gente.
    2. Ándeme yo caliente y ríase la gente (Gonzalo Correas).
  • Yo conozco el cebo de mi ganado.
  • Yo me morí y ¡qué cosas vi!
  • Zamora no se ganó en una hora.
    1. No se ganó Zamora en una hora (Doval).
  • Zapatero, a tus zapatos.
    1. Zapatero, a tus zapatos, y déjate de otros tratos (Doval).

VII. Refranes temáticos. 

1.     El mundo rural.

2.     La climatología. Refranes meteorológicos.

3.     La comida.

1. El mundo rural.

Al encontrarse Navalmoral de la Mata en un entorno rural, rodeado de poblaciones que viven tradicionalmente de la agricultura y en menor medida de la ganadería, abundan los refranes referidos a las actividades agropecuarias y a la vida del campesino. 

  • Árbol que nace torcido, jamás se endereza.
  • Como come el mulo caga el culo.
  • Cumbre oscura y campo raso, ni caso.
  • De mañana en mañana el ovejo pierde su lana.
  • Del árbol caído todos hacen leña.
  • El que pronto siembra, pronto recoge.
  • El que siembra un laurel no se sienta a la sombra de él.

    • En el mismo sentido, cf. este otro refrán: «el que siembra una noguera, no come nueces de ella» (gracias a Andrés Guijarro).

  • El trabajo mata al asno, pero no mata al amo.

  • En esta tierra tierruca, quien no trabaja no manduca.

    1. En esta vida caduca, el que no trabaja no manduca (Doval).

  • Los nidos de antaño no tienen pájaros hogaño.

  • Si el eslabón viera y la serpiente oyera no habría hombre que al campo saliera. 

    • Eslabón= alacrán negro, de unos doce centímetros de largo, el cual, como todos los de sus especie, para atacar recoge las pinzas, dobla la cola sobre el cuerpo y adelanta la pinta con la que pica, formando así a manera de un eslabón.

  • Un grano no hace granero, pero ayuda a su compañero.

    1. Un (solo) grano no hinche granero, mas ayuda a su compañero (Gonzalo Correas).

  • Viendo el chozo se ve el guarda.

  • Ya los pájaros le tiran a las escopetas.

2. La climatología. Refranes meteorológicos.

         Encontramos un nutrido conjunto de refranes que hacen referencia a las estaciones o a los meses del año, mencionando los fenómenos atmosféricos o las tareas campestres realizadas en esos meses: 

    • Altas o bajas por abril son Pascuas.
    • Año de nieves, año de bienes.
      1. Año de nieves, año de mieses (Gonzalo Correas).
        • «Porque se empapa y sazona la tierra con las nieves y heladas, y se queman las malas hierbas» (Gonzalo Correas).
      2. Año de nieves, año de bienes; se los quitan al que los tiene (Díaz Díaz).
    • Arcoíris por la tarde, señal de mucho aire.
    • Banda del Norte a mediodía, agua segura al otro día.
    • Cielo empedrado, a los tres días mojado.
    • Cuando a la vaca el cuerno la suda, agua segura.
    • Cuando canta la coruja, la hierba empuja.
    • Cuando el sapo le ves andar, agua primaveral.
      1. Cuando el sapo canta fuerte, agua promete (Díaz Díaz).
    • Cuando los tordos se bañan, agua viene.
      1. Cuando los tordos en el invierno se bañan, barruntan agua.
    • Cuando marzo mayea, mayo marcea.
    • Cuando marzo retuerce el rabo, no queda oveja con pelleja ni pastor enzamarrado.
      1. Cuando marzo vuelve el rabo, ni deja pastor enzamarrado, ni carnero encencerrado (Sbarbi).
        • «Volver el rabo, torcerse o mudarse una cosa al contrario de lo que se esperaba» (Canellada y Pallares).
      2. Si marzo vuelve el rabo, no queda oveja con pelleja ni pastor enzamarrado (Sbarbi).
    • Debajo de hoja, dos veces te mojas.
    • Diciembre y enero, treintaiuneros.
    • El agua por febrero, buen prao, buen centeno y buena mata de baleo.
      • Baleo: nombre con el cual se designan diversas especies de plantas recias y ásperas que se utilizan para hacer escobas.
    • El labrador que quiera besar a la suegra en el culo tiene que arar en blando y en duro.
    • En abril, aguas mil.

      1. En abril, aguas mil, coladas por un mandil; en mayo, tres o cuatro, y ésas con buen barro (Gonzalo Correas).

        • Coladas por un mandil: «Que sean blandas y sin turbiones» (Canellada y Pallares)

      2. En abril, aguas mil, y todas por un mandil; en mayo, tres o cuatro, y ésas que lleguen al barro (Gonzalo Correas). 

      3. En abril, aguas mil; en mayo, tres o cuatro (Gonzalo Correas).

      4. Abril para ser abril ha de tener aguas mil (Díaz Díaz).

      5. En abril, aguas mil, y en mayo, tres o cuatro, y estas con recaudo (Doval).

      6. En abril, cada gota vale por mil (Doval).

      7. En abril, las aguas mil.

    • En abril, las habas en el mandil.

      1. En abril, échatelas en el «mandí» (Díaz Díaz).

    • En abril, los espárragos pa mí, en mayo pa mi amo.
      1. Los espárragos de abril, para mí; los de mayo, para el amo; los de junio, para ninguno (Bonifacio Gil).
    • En agosto refresca el rostro.
      1. En agosto, frío en el rostro.
    • En diciembre no hay valiente que no tiemble.
      1. No hay en diciembre valiente que no tiemble (Sbarbi).
    • En febrero busca la sombra el perro y el cochino el bañaero, pero no por todo el día entero.

      1. En febrero busca la sombra el perro, y a veces el dueño.

        • «Se dice que el sol de este mes es dañino para la salud» (Antonio Rodríguez Moñino, Diccionario geográfico popular de Extremadura).

      2. En febrero la sombra toma al perro; en marzo la sombra toma al gato.

      3. En enero y febrero, busca la sombra el perro; en marzo búscala el asno.

        • «Da esto a entender que en estos meses abre el tiempo, con asomos de la primavera» (Gonzalo Correas).

      4. En febrero busca la sombra el perro, y en marzo, él y su amo (Sbarbi).

      5. En febrero busca el cerdo el «bañaero» y el perro el «galapero» (Díaz Díaz).

        • Galapero: peral silvestre (Díaz Díaz).

      6. En febrero busca la sombra el perro; en marzo, el perro y el amo; en abril, el perro y el barril; en mayo de sueño me caigo y en San Juan no digo «ná» (Díaz Díaz).

      7. En febrero busca la sombra el perro y a veces el «socuello» (Díaz Díaz).

      8. En febrero busca la sombra el perro y si el aire viene de Morón, deja la sombra y se va al sol (Díaz Díaz).

    • En junio deja la mosca al buey y se va al burro.

      1. Por San Bartolomé, deja la mosca al buey, y toma al asno por el pie (Gonzalo Correas).

    • En marzo quema el sol como un escarzo.

      1. En marzo pica el sol como un escarzo.

      2. El sol de marzo se pega como un escarzo.

        • «Se refiere a que da picor, usando el verbo escarzar figuradamente, ya que significa quitar los paneles sucios de las colmenas por lo que uno queda expuesto a las picaduras de las abejas» (Antonio Rodríguez Moñino, Diccionario geográfico popular de Extremadura).

        • Escarzo: «Panal con borra o suciedad» (DRAE).

    • En mayo busca la sombra el perro y el amo.

    • En mayo caga el caballo.

    • En mayo quemó la vieja el escaño, y en junio porque no lo tuvo.

      1. En marzo, quema la vieja el mazo; en abril, el espadil (Gonzalo Correas).

      2. En mayo quema la vieja su tajo (Gonzalo Correas).

      3. En abril, quemó la vieja el mandil, y en mayo el escaño (Sbarbi).

      4. En abril quemó la vieja el celemín; en mayo el escaño y en junio porque no lo tuvo (Rodríguez Moñino).

      • «Se refiere al frío que sorprende a los incautos que no han hecho acopio de leña» (Antonio Rodríguez Moñino, Diccionario geográfico popular de Extremadura).

    • En noviembre se asan los castellanos.
    • Faltará la madre al hijo, pero no la helada al granizo.
    • Febrerillo loco saca a su padre al sol y le tira piedras.
      1. Febrerillo loco, sacó a su madre al sol y la apedreó.
      2. Febrerillo loco, un día peor que otro.
      3. Febrerillo, mes loquillo.
      4. Febrero loco, y marzo otro poco.
      5. Febrero el loco, que sacó a su padre al sol y después lo apedreó (Sbarbi).
    • Hasta el cuarenta de mayo no te quites el sayo.

      1. Hasta el puente de mayo no te quites el sayo.

        • Curiosa variante, que supone una actualización del refrán.

    • La camisa no es para un solo aguacero.

    • La liebre en diciembre y enero busca la cerca del reguero.

    • La oveja quiere que hiele hasta que el rabo se pele y la cabra agua hasta que el rabo se la caiga.

    • La primavera la sangre altera 

      • También muy conocido.

    • Mañanas de niebla, tardes de paseo.

      1. Mañana de neblina, tarde de paseo.

      2. Mañana de niebla, tarde de paseo.

      3. En habiendo nieblas por la mañana, la tarde de paseo es galana (Bonifacio Gil).

    • Marzo ventoso y abril lluvioso sacan a mayo florido y hermoso.
      1. Marzo ventoso, agril aguanoso.
      2. Marzo lluvioso, abril ventoso sacan a mayo florido y hermoso. 
      3. Enero carambanero, febrero fiebroso, marzo airoso, abril lluvioso sacan a mayo florido y hermoso.
      4. Febrero corrusquero, marzo ventoso, abril lluvioso, mayo loro, cubierto de oro (Gonzalo Correas).
        • «Del gallego. Loro es pardo escuro» (Gonzalo Correas).
      5. Marzo ventoso y abril lluvioso, hacen el año fecundo y gracioso (Sbarbi).
      6. Marzo ventoso y abril lluvioso, traen a mayo florido y hermoso (Doval).
    • Noche estrellada, día soleado.
    • Noviembre, bendito mes, que empieza con los Santos y acaba con San Andrés.
      1. Dichoso mes que entra con los Santos y sale con San Andrés (Bonifacio Gil).
    • Por Navidad, los ciegos lo notarán. Por Reyes, los bueyes.

      1. Por Santa Lucía, crece el día un paso de gallina; por Navidá, quienquier lo verá (o por Navidad, cada necio lo verá) (Gonzalo Correas). 

      2. Por Santa Lucía, mengua la noche y crece el día, un paso de gallina; por Navidad, ya lo echa de ver el harriero en el andar, y la vejezuela en el hilar; por los Reyes, bobo, ¿no lo vedes? (Gonzalo Correas).

      3. Por Santa Lucía, achican las noches y se agrandan los días: primero a tumbo de piojo; después, a paso de gallina; y por Navidad, los ciegos lo verán (Rodríguez Moñino).

    • Por San Andrés, mata tu res.
    • Por San Bartolomé, el que no haya acabado de trillar, agua en él caerá.
    • Por San Blas, la cigüeña verás y si no la vieres, año de nieves.
      1. Por San Blas, cigüeñas verás.
      2. Por San Blas, la cigüeña verás y si no la vieras, mal año vendrá.
      3. La cigüeña en San Blas, nieve verás y si no la vieres, mal año tuvieres.
      4. En San Blas, cigüeñas habrá.
    • Por San José, ni tu garbanzal nacío ni por nacer.
    • Por San Juan da la subida el pez.
    • Por San Juan y San Pedro, abejarusco volandero.
    • Por San Marcos, agua en los charcos.
      1. San Marcos llena los charcos y si se vacían, San Juan los vuelve a llenar (Díaz Díaz).
    • Por San Raimundo viene la golondrina del otro mundo.
    • Si el sol se pone el jueves, al otro día es viernes.
    • Si en el invierno oyes a tronar, vende la yunta y échala en pan.
      1. Cuando en enero oyeres tronar, vende los bueyes y échalos en pan (Díaz Díaz).
    • Si la Candelaria flora, el invierno fuera.
      1. Cuando la Candelaria plora, el invierno es fora; cuando ni plora ni hace viento, el invierno es dentro; y cuando ríe, quiere venire (Gonzalo Correas).
        • «Da a entender este refrán que, si llueve bien por la Candelaria, que es a principios de hebrero, que con aquello desencona el tiempo y se acaban las aguas y el invierno, y comienza tiempo claro; y si no, que lloverá después y se tardará más el verano. El vulgo divide el año en invierno y verano; los astrólogos y escritores en cuatro partes: en verano, que comienza en febrero y acaba en abril; en estío, otoño, invierno» (Gonzalo Correas).
        • Plorar = llorar (del latín plorare).
    • Sol en ventana, agua mañana.
    • Tú piensas que es bonito San Fermín, pero ¿qué me dices de san Valentín?
    • Vaca desollá, agua troná. Mucha o ná. 
      • Quiere decir que si el cielo está rojizo, es decir, del color que tiene una vaca desollada, vendrá una tormenta con muchos truenos, pero puede tratarse de una tormenta con agua torrencial (mucha) o de una tormenta con muchos truenos pero sin agua.

3. La comida.

La necesidad de alimento es uno de los instintos básicos que mueven al hombre. Si hemos dicho que los refranes florecen y mantienen su vigencia en un mundo sencillo, primario y elemental, no es de extrañar que las referencias a la comida aparezcan con frecuencia en los refranes.

Este tipo de refranes proceden en general de informantes de bastante edad y de un medio más rural que el de Navalmoral de la Mata. Los han proporcionado abuelos y abuelas de alumnos de pueblos muy pequeños que realizan estudios en el I.E.S. Augustóbriga. Algunos de ellos no son de fácil interpretación, por lo que hemos tenido que volver a preguntar a los informantes para que nos los expliquen. 

    • A pan de quince días, ayuno de tres semanas.
      1. A pan de quince días, hambre de tres semanas (Santillana).
    • Agua corriente no mata a la gente.
      1. Agua que corre, nunca mal coge (Gonzalo Correas).
    • Agua fría y pan caliente matan a la gente.
    • Agua que no has de beber, déjala correr.
    • Al buen hambre, no hay pan duro.
      1. Para el mal hambre, no hay pan duro.
      2. A pan duro, diente agudo (Santillana).
      3. Al pan duro, dientes agudos (Díaz Díaz).
    • Al pan, pan y al vino, vino.
    • Ave que vuela, a la cazuela.
    • Barriga llena, corazón contento.
      1. Barriga llena, no quiere pena
      2. Barriga llena, a Dios alaba (Doval).
    • Barriga vacía, corazón sin alegría.
    • Barriga vacía no puede trabajar y barriga llena no puede agachar.
    • Come mierda y eructa pollo.
    • Con pan y vino se anda el camino.
    • Cuando no tengo lomo, de todo como.
    • Cuando seas padre, comerás huevos.
    • De buen mantener, huevos de hoy y pan de ayer.
    • De la panza sale la danza.
    • Decidí quedarme en el campo, para decir: ¡Como soy de campo, aquí me quedo y zampo!
    • Después de la leche, nada eches.
      1. Tras la leche, dijo el teatino, no bebas vinagre, agua ni vino (Sbarbi).
    • Dios da pan a quien no tiene dientes.
    • Donde tengas la olla, no metas la polla.
    • El ayuno del cristianillo no deja pan en el cestillo.
    • El hambre lo hará comer y el sueño lo hará dormir.
    • El pollo está bien rico, pero ni comparar con los borricos.
    • El que entre la miel anda, algo se le pega.
    • En esta vida sacarás la barriga llena y nada más.
      1. De esta vida sacarás lo que metas nada más (La ciudad oral).
    • En la mesa y en el juego se conoce al caballero.
    • Gallina que no pone huevos, al puchero.
    • Gorrino que en la mesa chilla, ya está oliendo a morcilla.
    • Indio comido, indio ido.
      • Refrán colombiano.
    • La ensalada, salada; poquito vinagre, pero bien aceitada.
      1. La ensalada, poca y bien oleada (Gonzalo Correas). 
        • «Salata, poco acheto e ben oleada. El italiano; y acá se usa algo mudada la pronunciación: La ensalada, bien salada, poco vinagre y bien oleada (Gonzalo Correas).
      2. La ensalada, salada; poco vinagre y bien oleada (Sbarbi).
      3. La ensalada requiere: un pródigo para el aceite, un avaro para el vinagre, un prudente para la sal y un tonto para menarla (Sbarbi).
    • Lo que no mata, engorda.
    • Melón que rechina, pa la cochina.
    • No hay mejor salsa que el hambre.
    • Pan con pan, comida de tontos.
    • Por mucho pan nunca es mal año.
    • Prefiero perder un amigo y no la tripa.
    • Quien la harina menea, pan no desea.
    • Quien llega tarde, ni va a misa ni come carne.
    • Quien no come conducho, come pan mucho.

      1. Do entra conducho, no entra pan mucho (Gonzalo Correas).

        • Conducho: Residuo de las matanzas de cerdo, guisado con trocitos de chorizo, que se utiliza para untar pan tostado.

    • Quien quiera comer de la olla ajena, deje la suya sin tapadera.

    • Tres días hay en el año que se llena bien la panza: Jueves Santo, Viernes Santo y el día de la matanza.

 VIII. Refranes tradicionales alterados.

Los refranes más comunes se prestan a que los hablantes los tergiversen con ironía e ingenio. Estos juegos de artificio reflejan la vigencia de los refranes en las nuevas generaciones; pero también su talante venturosamente crítico con cualquier saber heredado. 

    • A caballo regalado no le mires el diente. 
      • A caballo regalado quítale el envoltorio. 
      • A caballo regalado no le periscopees los incisivos.
      • A equino donado no le auscultes el incisivo.
    • A palabras necias, oídos sordos.
      • A palabras embarazosas, oídos anticonceptivos.
    • A río revuelto, ganancia de pescadores.
      • A río revuelto, peces mareados.
    • Amor con amor se paga.
      • Amor con amor se paga, lo demás con dinero.
    • Cada oveja con su pareja.
      • Cada oveja con su borrego.
    • Camarón que se duerme, se le lleva la corriente.
      • Camarón que se duerme, amanece en el mercado.
    • Cría cuervos y te sacarán los ojos.
      • Cría cuervos y tendrás más.
    • Cuando el diablo no tiene nada que hacer, con el rabo mata moscas.
      • Cuando el ángel del mal vagabundea ocioso, con la extremidad sacrocoxígea decapita dípteros.
    • Cuando el río suena, agua lleva.
      • Cuando el río suena es que no estamos sordos.
    • Dime con quién andas y te diré quién eres.
      • Dime con quién andas y si está buena me la mandas.
      • Dime con quién andas y te diré con quién vas.
    • El que mucho abarca, poco aprieta.
      • El que mucho abarca, mucho tiene
    • La suerte de las feas, las guapas la desean.
      • La suerte de las feas a las guapas nos tiene sin cuidado.
    • Lo cortés no quita lo valiente.
      • Lo cortés no quita lo caliente.
    • No por mucho madrugar amanece más temprano.
      • No por mucho madrugar desayunas antes.
      • No por mucho madrugar se te quita la resaca
    • Ojos que no ven, corazón que no siente
      • Ojos que no ven, golpe que te pegan.
      • Ojos que no ven, hostia que te pegas.
      • Ojos que no ven, te quitan la cartera.
    • Perro ladrador, poco mordedor.
      • Perro que ladra, no muerde mientras ladra.
    • Piensa mal y acertarás.
      • Piensa mal y te envenenarás.
    • Quien a buen árbol se arrima, buena sombra le cobija.
      • Al que a buen árbol se arrima, nadie le va a mear.
    • Reunión de pastores, oveja muerta.
      • Reunión de disk-jockeys, oreja muerta.

 IX. Refranes ingleses y sus equivalentes españoles.

Nota de Marián Nuevo Marcos

En esta página web, y a lo largo de varios años, se han ido volcando los trabajos de los alumnos de nuestro instituto, el I.E.S. Augustóbriga. Hoy nos alegra enormemente ofreceros el trabajo de dos de nuestros muchachos: Jaime Martín Díaz y Pedro Manuel Moreno Marcos, de 4º B.

Siguiendo la línea de algunos trabajos aparecidos aquí (refranes, leyendas, cantares) nos pareció acertado proponer un nuevo reto a los alumnos, pero ahora con un enfoque de más alcance, demostrando que lo localista no lo es tanto y aunando disciplinas como la Lengua Española y el Inglés. Les pedí que rastrearan la red a la captura de refranes, sentencias o proverbios en inglés y encontraran además su equivalente en español, si lo hubiera.

Como profesora de Inglés me pareció una tarea enriquecedora y entretenida para ellos, capaz de despertar su curiosidad al descubrir las concomitancias y diferencias existentes entre dos culturas aparentemente dispares como la hispánica y la anglo-sajona.

De muy buen grado se pusieron manos a la obra Jaime y Pedro Manuel, quienes no le tuvieron miedo al trabajo y nos han proporcionado una buena retahíla de refranes.

Os recomiendo que echéis un vistazo, podéis pasar un buen rato y, si sois curiosos y buscáis en el diccionario las palabras que no conocéis, hasta podéis mejorar vuestro inglés. Dos pájaros de un tiro. (Marián Nuevo Marcos, profesora de inglés del IES Augustóbriga)

Vamos a establecer una pequeña clasificación .

1. En primer lugar transcribiremos los refranes que son casi una traducción literal del refrán español o presentan apenas una pequeña variación.

  1. A bird in the hand is worth two in the bush .
    1. Más vale pájaro en mano que ciento volando (literalmente "Un pájaro en la mano vale dos en el arbusto").
  2. A cat in gloves catches no mice .
    1. Gato con guantes no caza ratones.
  3. All cats are grey in the dark.
    1. De noche todos los gatos son pardos.
  4. All roads lead to Rome.
    1. Todos los caminos conducen a Roma.
  5. All that glitters is not gold.
    1. No es oro todo lo que reluce.
  6. Appearances are deceptive.
    1. Las apariencias engañan.
  7. Barking dogs never bite .
    1. Perro ladrador, poco mordedor.
  8. Better late than never.
    1. Más vale tarde que nunca.
  9. Better the devil you know than the devil you don´t know .
    1. Más vale lo malo conocido que lo bueno por conocer ( literalmente “Mejor es el demonio que conoces que el que no conoces”).
  10. Don´t look a gift-horse in the mouth.
    1. A caballo regalado no le mires el diente.
  11. Every time the sheep bleats, it loses a mouthful.
    1. Oveja que bala, bocado que pierde (literalmente “Cada vez que la oveja bala pierde un bocado”).
  12. Experience is the mother of knowledge.
    1. La experiencia es la madre de la ciencia.
  13. Many hands make light work .
    1. Muchas manos hacen ligero el trabajo.
  14. Politeness costs nothing.
    1. Ser amable no cuesta nada.

2. Otros refranes ingleses no se parecen tanto, en su enunciado, al refrán español. Sin embargo, es fácil captar su sentido y en seguida se nos ocurre su equivalente hispano. Veamos algunos ejemplos:

  1. A stitch in time saves nine.
    1. Más vale prevenir que curar (literalmente “Una puntada a tiempo ahorra nueve”.)
  2. A word is enough to the wise
    1. A buen entendedor, pocas palabras bastan (lit. “Una palabra es suficiente para el sabio”).
  3. Actions speak louder than words
    1. Los hechos valen más que las palabras.
    2. Obras son amores, que no buenas razones.
  4. All is well than ends well
    1. Bien está lo que bien acaba.
  5. All talk and no action.
    1. Mucho ruido y pocas nueces.
    2. Obras son amores, que no buenas razones.
  6. Birds of a feather flock together.
    1. Dios los cria y ellos se juntan («Los pajaros de la misma pluma vuelan juntos»).
  7. Brain is better than brawn.
    1. Más vale maña que fuerza (literalmente “El cerebro es mejor que la fuerza bruta.”)
  8. Dead men have no friends
    1. El muerto al hoyo y el vivo al bollo.
  9. Do what is right, come what may.
    1. Haz bien y no mires a quién.
  10. Don´t put your eggs in one basket.
    1. No pongas toda la carne en el asador.
  11. Each to his own and Good watching over everyone.
    1. Cada uno en su casa y Dios en la de todos.
  12. Early bird catches the worm.
    1. Al que madruga, Dios le ayuda (literalmente «El pajaro tempranero atrapa el gusano»).
  13. Early to bed, early to rise, makes the man healthy, wealthy and wise.
    1. Al que se acuesta pronto y se levanta temprano, Dios le echa una mano. Literalmente su traducción sería: “El acostarse temprano y levantarse temprano hacen al hombre sano, rico y sabio”.
  14. Every cloud has a silver lining.
    1. No hay mal que por bien no venga.
  15. Every law has its loophole.
    1. Hecha la ley, hecha la trampa (literalmente “Cada ley tiene su vacío legal”).
    2. Quien hizo la ley, hizo la trampa.
  16. Evildoers always think the worst of others.
    1. Piensa el ladrón que todos son de su misma condición (literalmente “Los que obran mal piensan lo peor de los demás” o su equivalente en español).
  17. Give a dog a bad name and hang it.
    1. Cría fama y échate a dormir.
    2. Para una vez que maté un perro, me llamaron mataperros.
  18. God tempers the wind to the shorn lamb.
    1. Dios aprieta pero no ahoga.
  19. Half a loaf is better than none .
    1. A falta de pan, buenas son tortas (literalmente«Media hogaza de pan es mejor que nada»).
  20. He that would have the fruit must climb the tree.
    1. El que algo quiere, algo le cuesta.
    2. El que quiera peces, que se moje el culo.
  21. Hear no evil, see no evil, speak no evil .
    1. Ver, oír y callar.
  22. Hunt with cats and you´ll catch only rats.
    1. Dime con quién andas y te diré quién eres.
  23. I don´t care what people call as long as I get what I want .
    1. Dame pan y llámeme tonto.
  24. It never rains but it pours.
    1. Las desgracias nunca vienen solas.
  25. It´s good fishing in troubled waters.
    1. A río revuelto, ganancia de pescadores.
  26. It´s no good crying over spilt milk.
    1. A lo hecho , pecho (lit. “No sirve de nada llorar sobre la leche derramada”).
  27. It´s no crime to steal from a thief
    1. Quien roba a un ladrón tiene 100 años de perdón.
  28. Let bygones be bygones
    1. Lo pasado, pisado.
  29. Long absent, soon forgotten
    1. Ojos que no ven, corazón que no siente.
  30. Money goes where money is.
    1. Dinero llama a dinero.
  31. Money is the root of all evil.
    1. El dinero es el camino de la perdición.
  32. More haste, less speed.
    1. Vísteme despacio, que tengo prisa.
  33. Not in eye, not in mind.
    1. Ojos que no ven, corazón que no siente.
  34. One can never know too much.
    1. El saber no ocupa lugar.
  35. One good forewit is worth two afterwits.
    1. Hombre precavido vale por dos.
  36. Put a good face on it.
    1. Al mal tiempo, buena cara.
  37. Rome wasn´t built in a day.
    1. Zamora no se ganó en una hora (lit. «Roma no se construyó en un día»).
  38. Speech is silver, silence is gold.
    1. En boca cerrada no entran moscas (lit. «El hablar es plata, el silencio es oro»).
  39. The apple doesn´t fall far from the tree.
    1. De tal palo, tal astilla
  40. The sap rises in the spring.
    1. La primavera la sangre altera (lit. «La savia surge en primavera»).
  41. The shoemaker´s son goes always barefoot.
    1. En casa del herrero, cuchillo de palo (lit. «El hijo del zapatero va siempre descalzo»).
  42. The truth will go out.
    1. Se pilla a un mentiroso antes que a un cojo.
  43. There´s no disputing for taste.
    1. Sobre gustos no hay nada escrito.
  44. Time is a great healer.
    1. El tiempo lo cura todo (lit. «El tiempo es un gran sanador»).
  45. To call a spade, a spade.
    1. Al pan, pan y al vino, vino.
  46. Too many cooks spoil the broth.
    1. Muchas manos en un plato hacen mucho garabato (lit.«Demasiados cocineros estropean el caldo»).
  47. Two in distress makes sorrow less.
    1. Mal de muchos, consuelo de tontos.
  48. When in Rome, do as the Romans do.
    1. Donde fueres, haz lo que vieres.
  49. When there is a will, there is a way.
    1. Querer es poder.
  50. While the car is away, the mice will play.
    1. Cuando el gato no está, los ratones hacen fiesta.
  51. You can judge a man by the company he keeps.
    1. Dime con quien andas, te diré quién eres (lit. «Puedes juzgar a un hombre por sus compañías»).
  52. You scratch my back, I´ll scratch yours.
    1. Hoy por ti, mañana por mi.

3. En este grupo incluiremos proverbios ingleses que no tienen equivalente en español.

  1. All work and no play majes Jack a dull boy.
    1. Mucho trabajo y nada de juego hacen de Jack un muchacho aburrido.
  2. An apple a day keeps the doctor away.
    1. Una manzana al día mantiene al médico lejos.
  3. One´s man´s meat is another man´s poison.
    1. Lo que es bueno para unos puede ser veneno para otros.
  4. People who live in glass houses shouldn´t throw stones.
    1. Lo que no quieras para ti no lo quieras para los demás.
  5. The grass is always greener on the other side of the fence.
    1. La hierba es siempre más verde al otro lado de la valla.
  6. You can take the horse to water but you can´t make it drink.
    1. Puedes llevar el caballo al agua, pero no puedes hacer que beba.

4. También nos parece interesante incluir una relación de expresiones y frases hechas y su equivalente en inglés:

  1. Agarrarse a un clavo ardiendo:
    1. A drowing man clutches a straw.
  2. Andar de capa caída, ir de mal en peor:
    1. To go from bad to worse.
  3. Coger al toro por los cuernos o hacer de tripas corazón:
    1. To take the bull by the horns.
  4. Coger a alguien con las manos en la masa:
    1. To catch someone red-handed.
  5. Dar con la puerta en las narices:
    1. Shut the door in the face.
  6. Dar en el clavo:
    1. To hit the nail on the head.
  7. De perdidos al río:
    1. In for a penny, in for a pound
  8. Del tiempo de Maricastaña:
    1. As old as the hills ( lit. «tan viejo como las colinas».)
  9. Es buscar una aguja en un paja:
    1. It is like looking for a needle in a hay-stack.
  10. Es como hablar a la pared:
    1. It´s like talking to a brick wall.
  11. Es la gota que colma el vaso:
    1. It´s the last straw that breaks the camel´s back.
  12. Estar como pez en el agua:
    1. To be in his element.
  13. Estar sin blanca:
    1. To be hard up.
  14. Hacer la vista gorda:
    1. To turn a blind eye.
  15. Hacerse el sordo:
    1. To turn a deaf ear.
  16. Ir como la seda:
    1. To fit like a glove.
  17. Ir viento en popa:
    1. To sail in front of the wind (lit. “navegar delante del viento”).
  18. La suerte está echada:
    1. The dice is cast.
  19. Lo tengo en la punta de la lengua:
    1. It is on the tip of my tongue.
  20. Meter la pata:
    1. To put one's foot on it.
  21. No se oía ni una mosca:
    1. There wasn´t a sound to be heard.
  22. Poner los puntos sobre las íes:
    1. Dot the I´s and cross the T´s.
  23. Por un oído le entra y por otro le sale:
    1. It goes in at one ear and out at the other.
  24. Que cada palo aguante su vela:
    1. Each of us must face their own responsabilities.
  25. Santa Rita, Rita, lo que se da no se quita:
    1. Give a thing and take a thing, to wear the devil´s gold ring.
  26. Se le pusieron los pelos de punta:
    1. His hair stood on end.
  27. Suave como un guante:
    1. Smooth as velvet.
  28. Tomar el pelo:
    1. To pull one´s leg.