Principal ] Adivinanzas y acertijos ] Asustachicos (Cocoweb) ] Baladas y romances ] Canciones de boda ] Canciones de quintos ] Canciones de ronda ] Canciones infantiles y retahílas ] Canciones populares (amorosas y picantes) ] Canciones satíricas ] Cuentos tradicionales ] Dedicatorias ] Dichos y frases hechas ] Etnomedicina (conjuros y otros remedios) ] Graffiti ] Jerga (argot juvenil) ] Leyendas fundacionales ] Leyendas locales ] [ Leyendas religiosas ] Leyendas urbanas ] Nanas ] Oraciones ] Refranes ] Supersticiones ] Trabalenguas ]

 

 

LEYENDAS RELIGIOSAS

 

  1. Aparición de la Virgen de Fátima

  2. Aparición de la Virgen de la Soledad de Casatejada

  3. La Avellaneda

 

 

APARICIÓN DE LA VIRGEN DE FÁTIMA

Recopiladora: Alba Sanz Piris.

Lugar: Navalmoral.

Fecha: otoño del 2002

Informantes: su madre de 40 años, su padre de 50 y su vecina Isabel.

Cuenta la gente que en una localidad portuguesa llamada “Cova de Iría”, en una ocasión, la virgen de Fátima se le apareció a tres pastores, dos niñas y un niño que estaban guardando a su rebaño. Por este hecho, los pueblos cercanos a “Cova de Iría” tienen mucho aprecio a esta Virgen.

 

APARICIÓN DE LA VIRGEN DE LA SOLEDAD DE CASATEJADA

 

Recopiladora: María Gea Rivera, nacida en 1986.

Lugar: Navalmoral.

Fecha: otoño del 2002.

Informante: su abuelo Florencio Rivera Sevillano, de Casatejada, a quien se lo contaron sus padres y abuelos.

Años después de que se fundara Aldea Chamiza, lo que sería después Casatejada, vivía una niña que se diferenciará de las demás por lo que ocurrirá. Una tarde salió a pasear y acabó perdiéndose en el monte; pronto oscureció y se desató un viento muy fuerte y una lluvia tempestuosa, la niña se acurrucó bajo una encina y apareció una mujer que la tapó con su manto y la tranquilizó diciéndole que no le pasaría nada.

Sus padres, al ver que la niña no regresaba, llamaron a otros familiares y amigos para salir a buscarla, estuvieron aguantando la noche y el mal tiempo hasta que no podía más y dejaron su propósito por perdido.  

A la mañana siguiente apareció la niña bajo la encina, inexplicablemente, ya que su familia había pasado por allí varias veces. Lo más sorprendente fue que la niña estaba completamente seca; su madre la preguntó cómo podía estar seca y su hija la contestó que una mujer la arropó con su manto. La madre se dirigió a la iglesia a agradecer a Dios por haberla salvado de la tempestad; la niña acompañó a su madre a la iglesia y al ver la imagen de la Virgen de la Soledad llamó a su madre y la indicó que esa era la mujer que la había salvado. Cuando la madre la tocó el manto a la Virgen, estaba empapado de agua.  

Recopilador: Adrián González
Informante: Isabel María Pardo, de 40 años, nacida en Herguijuela.
Recogida en Casatejada, mayo de 2005.

Cuenta la gente de Casatejada que la Virgen de la Soledad pasó por esta localidad a su destino original, Plasencia. Pero cuando cruzaba este pueblo se puso a llover a cántaros, quedando atascado[s] el carro y los bueyes en el barrizal que se formó.

Al pasar los días y no poder [mover] a la Virgen de este punto, se consideró que la Virgen quería quedarse. Y en el mismo sitio donde se quedó atascada se levantó una ermita para acogerla.
 


*
 

Hace muchos años el sacristán encargado de esta misma ermita entró en ella para hacer su trabajo, llevándose un gran susto al ver que la Virgen no estaba en su altar ni en ningún otro sitio de la ermita. Dio cuenta a las autoridades competentes, que acompañando al sacristán volvieron y encontraron a la Virgen en su sitio, pero totalmente empapada.

El misterio no se resolvió hasta que unos pescadores naturales de Casatejada regresaron para agradecer a su patrona que les arropara con su manto en una tormenta en el mar y les llevara a tierra. Porque el día de la tormenta fue el mismo en el que la Virgen desapareció unas horas.
 

  • En  el Mapa de cuentos de cuentos y leyendas de Extremadura y el Alentejo elaborado por Eloy Martos y Vítor M. de Sousa, se recoge una versión similar de los hechos.

  • En las coplas populares de Casatejada hay también referencias a los milagros de esta Virgen y a su mote, Andariega:

    Casatejada es mi pueblo,
    sal de la tierra extremeña,
    y tenemos por patrona
    a la Virgen Andariega.

    Un sacristán a la Virgen
    Andariega le ha llamado
    porque fue a lejanas tierras
    para obrar un gran milagro.

     

  • La ermita de la Virgen de la Soledad se construyó, al parecer, a finales del XVI o inicios del XVII, pues en ella figura el escudo del obispo placentino D. Pedro González de Acebedo(1595-1609).

     

LA AVELLANEDA

 

Recopiladora: Silvia Moreno González, nacida en 1986.

Lugar: Navalmoral de la Mata.

Informante: su madre, Mª Ángeles Gonzaléz Moreno, nacida en 1957, a quien se lo contó su suegra.  

Un pueblo de los Ibores que se llama La Avellaneda está a 9 km de Castañar de Ibor. Es un pueblo que desapareció por causa de las termitas. Todos los objetos de la iglesia tuvieron que ser trasladados a la iglesia de Castañar. El Cristo se llama “El Cristo de la Avellaneda”. Cuando estaban trasladando al Cristo [para cambiarlo] de pueblo,  por la calle que le llevaron por primera vez (desde entonces se le hace una procesión todos los años), el señor cura decidió que la procesión se hiciera por otra calle distinta a la de todos los años. Según iba la procesión, se levantó como un tornado de aire. Entonces, la gente que iba en la procesión acompañando al Cristo [lo llevaron de vuelta ] a la iglesia, y le volvieron a sacar para volver a empezar la procesión. Pero por su recorrido de todos los años, pasando por la calle que le llevaron por primera vez.  

Mientras hacían el recorrido correcto, dejó de hacer el aire que hacía en cosa de segundos y durante toda la tarde estuvo haciendo un sol espléndido y desde entonces los mayores del pueblo recuerdan el milagro ése; el recorrido desde entonces es el mismo.

 


Volver a la página principal