Principal ] Adivinanzas y acertijos ] Asustachicos (Cocoweb) ] Baladas y romances ] Canciones de boda ] Canciones de quintos ] Canciones de ronda ] Canciones infantiles y retahílas ] Canciones populares (amorosas y picantes) ] [ Canciones satíricas ] Cuentos tradicionales ] Dedicatorias ] Dichos y frases hechas ] Etnomedicina (conjuros y otros remedios) ] Graffiti ] Jerga (argot juvenil) ] Leyendas fundacionales ] Leyendas locales ] Leyendas religiosas ] Leyendas urbanas ] Nanas ] Oraciones ] Refranes ] Supersticiones ] Trabalenguas ]

 

 

 

 

CANCIONES SATÍRICAS

 

  1. El cornudo

  2. El sereno

  3. Me fui al mar a por naranjas

  4. Pelitos de ratón

  5. Seguidillas

 

 

Humor y poesía han sido siempre una pareja temible. Poner en solfa al poderoso, al necio o al rival; reírse de uno mismo y de los demás, es, además de un placer divino, una necesidad irrenunciable, casi fisiológica. Desde los coros de la Comedia Antigua y las cantigas de escarnio medievales, este impulso incontenible de ciscarse en lo más barrido (como decía Juan de Mairena) ha dado lugar a algunos de los mejores versos de toda poesía: breves apuntes punzantes, ingeniosos y a menudo lapidarios. La pluma del cantor anónimo, como la del satírico ateniense, usa veneno en vez de tinta: quien recibe su impacto nunca lo olvida.

El cornudo

Recopilador: Basilio Ramos, nacido en Navalmoral en 1937.

Lugar: Navalmoral

Fecha: 29-4-2003

Informante: él mismo.

        El gachó viene de arar

        y no cabe por la puerta

        y la María le dice:

        agacha la cornamenta.

 

5      Pobre gachó, cómo llora

        por culpita de un querer,

        de un querer.

        A la ventana no vayas

        porque la María

10    tiene otro querer.

El sereno

Recopilador: Basilio Ramos, nacido en Navalmoral en 1937.

Lugar: Navalmoral

Fecha: 29-4-2003

Informante: él mismo.

        El sereno de mi calle,

        ay, sí, sí,

        tiene la voz muy bonita,

        que cuando canta la hora,

5      ay, sí, sí,

        parece una señorita.

 

        A la buena, amor, que duerme,

        niña tranquila,

        a la buena, amor, que sabes

10    que por ti velo .

        A la buena, amor, que andando

        las once y media,

        ay, sí, sí,

        que me lo ha dicho el sereno.

 

15    El sereno de mi calle

        ay, sí, sí,

        me quiere quitar la novia;

        esta noche lo veremos

        ay, sí, sí,

20    con su chuzo y mi pistola.

 

        A la buena, amor, que duerme,

        niña tranquila,

        a la buena, amor, que sabes

        que por ti velo .

25    A la buena, amor, que andando

        las once y media,

        ay, sí, sí,

        que me lo ha dicho el sereno.

 

Me fui al mar a por naranjas

Recopilador: Alejandro Arturo González Terriza.

Lugar: Navalmoral de la Mata.

Fecha: 24-5-2003

Informante: él mismo, que lo aprendió de adolescente en Madrid.

Me fui al mar a por naranjas,

cosa que en el mar no había;

metí la mano en el agua

y saqué una bicicleta.

5      Si los curas comieran

chinas del río,

no estarían tan gordos

los tíos jodíos.

Pelitos de ratón

Recopilador: Basilio Ramos, nacido en Navalmoral en 1937.

Lugar: Navalmoral

Fecha: 29-4-2003

Informante: él mismo.

        Por estarte peinando

        pelitos de ratón,

        por estarte peinando

        robaron el mesón.

 

5     Robaron el mesón,

        le vuelven a robar,

        por estarte peinando,

        morena resalá.

 

Seguidillas

 

Recopilador: Basilio Ramos, nacido en Navalmoral en 1937.

Lugar: Navalmoral

Fecha: 29-4-2003

Informante: él mismo.

        Vamos, muchachos, vamos

        a la carretera

        y de paso veremos

        las carteleras.

5      Las carteleras,

        la foto Pepe,

        que es lo más grande

        que el pueblo tiene.

 

        El perro de Boyero

10    hace diabluras

        porque ha visto a Juperro

        con la basura;

        y hasta los perros

        están contentos 

15    por ver el cargo 

        que le habían puesto.

 

        Le quitan la basura,

        le dan el lazo 

        por ver si coge alguno 

20    de los de Abasto

        y al pepinillo

        y al pepinero 

        y al pajarillo

        del mes de enero.

 

25    Gastan las taberneras 

        medias azules

        a costa de borrachos

        y de gandules.

  

        Un cazador cazando 

30    mató dos ciervos 

        y se llevó a su casa 

        los cuatro cuernos;

        y su mujer le dice:

        pobre ignorante,

35    con los que yo te pongo 

        tienes bastante.


 

Página principal